fbpx

¿Qué soy cuando no soy una persona?

Todos los problemas que podamos imaginar, todos los problemas que nos atormentan, todos los pensamientos que se traducen en emociones y nos hacen sufrir, todos ellos tienen como eje central este supuesto yo separado que creemos ser.

Asumimos que somos personas, y partiendo de ello como premisa sin cuestionar nos lanzamos a crear los dramas más magníficos, nuestras supuestas vidas enteras se vuelven una novela y el actor principal es ese yo separado que vive, hace, siente, etc.

Visto esto, no sería realmente interesante entender la naturaleza de aquello?

¿Quién soy?

En este momento presente, y más acá del edificio virtual que crea la palabra y llamamos mundo, es decir, más acá del tiempo y el espacio, ahora mismo, hagámonos la pregunta: ¿Quién soy?

Acaso ¿Somos una persona? ¿Un sujeto? ¿Qué es lo que somos?

Será difícil que prestando la atención adecuada a esa pregunta hallemos por respuesta algo similar a lo presupuesto. Si yo pregunto ¿Quién soy? lo que hallo es un silencio inmenso. Me hallo a mí mismo como potencial de toda experiencia. Me hallo a mí mismo como atención pura, o presencia. Hallo la vida misma, y yo soy eso, y por ningún lado puedo encontrar los límites de mi mismo, por ningún lado hallo a un yo separado.

No esperemos una respuesta conceptual, porque seamos claros en el hecho de que la palabra no es la cosa. No queremos un símbolo que nos represente, queremos la experiencia directa de nosotros mismos como respuesta.

Cada vez que surja un problema y pensemos que ¡Estamos sufriendo! No tomemos tan por sentada esa verdad; traigámosla a revisión y preguntemos, ¿Quién es ese yo que está sufriendo? Pronto vemos que no hay tal cosa. No hay un sujeto separado del resto y que está sufriendo.

Si el pensamiento de ser un yo separado es creído entonces todo se desencadenará a partir de esa premisa y habrá conflicto, pero si nos damos cuenta que somos personas sólo como conceptos pensados, que si no pensamos acerca de ello, y más bien atendemos, hallamos que lo que somos está más acá de la mente y es siempre lo mismo, la vida misma viviendo, absolutamente perfecta y libre de problemas.

«Somos» una persona o yo separado sólo cuando pensamos en ello. El pensamiento es una abstracción, es virtual. Qué sucede el resto del tiempo? Siempre que no estamos pensando acerca de nosotros mismos? qué es lo que somos? Pues lo que siempre hemos sido y seremos, la conciencia misma, la atención, la vida misma experimentándose, la presencia, Dios, la conciencia o como quieran llamarlo.

La raíz de todos los problemas es la idea de ser un yo separado. Veamos su falsedad. y reconozcamos nuestra verdadera naturaleza como la atención misma. Eso es lo que somos y nada más. Puro y sencillo.

….

MATEO

0 comentarios
33 Me Gusta
Publicación anterior Cita de Eckhat TolleNext post: Conferencia «El programa de la culpa»

Related posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *